Ecografías y mamografías

Ecografías y mamografías



 

La ecografía es un procedimiento que permite obtener imágenes de muchas de las estructuras de nuestro organismo a través de ondas de ultrafrecuencia.

El ecografista le extenderá un gel sobre la piel y le deslizará por el abdomen un instrumento, similar a un micrófono, llamado transductor pidiéndole que colabore con la respiración cuando se lo indique.

La ecografía abdominal es la más frecuente y en ella se explora la vesícula biliar, el hígado, las vías biliares, riñones, páncreas y bazo. Incluye también la aorta y el retro peritoneo.

No es un procedimiento doloroso y dura aproximadamente 15-30 minutos.

 

 

La mamografía es un tipo específico de toma de imágenes de los senos que utiliza rayos X de baja dosis para detectar en forma temprana el cáncer (antes de que la mujer presente síntomas) cuando es más tratable.

Hable con su doctor sobre cualquier problema o síntomas en los senos, cirugías previas, el uso de hormonas, si tiene un historial familiar o personal de cáncer de seno, y si existe alguna posibilidad de que esté embarazada. Si es posible, obtenga copias de sus mamografías previas y muéstreselos a su tecnólogo el día de su examen. Deje las joyas en casa y vista ropas holgadas y cómodas. Se le podría pedir que se ponga una bata. No se ponga desodorante, talco o perfume debajo de sus brazos o en sus senos porque dichos productos pueden aparecer en la mamografía e interferir con el diagnóstico correcto.